jueves, 21 de enero de 2016

Disidente Bergoglio siendo incapaz de obedecer cambia la rúbrica del Misal Romano.

 
Bergoglio ya en Argentina se había  rebelado contra  la rúbrica del Misal Romano y había  pervertido el sentido litúrgico del lavatorio de los pies. Las rúbricas son reglas que enseñan la ejecución y práctica de las ceremonias del culto divino.


 
 
 El hombre del Pecado, el Hijo de Perdición, el hombre Sin Ley.


Bergoglio es un hereje modernista que se burla de Jesucristo y de su Iglesia, está poseído de un espíritu inmundo ávido  de novedad herética; que  para burlarse de Dios le lava los pies para rendirle culto a los musulmanes que desprecian a Jesús , en signo de adoración a  los sodomitas que se rebelan contra Dios, a las mujeres porque cree que la Iglesia es una opresora  y los niños para pervertirlos adoctrinándolos en el error; todo lo que hace Jorge Bergoglio son imitaciones burlescas de  los sacramentos y de los ritos de la Iglesia. Ahora se puede entender el porque justamente en el lavatorio de los pies Jesús  anunció  la traición de Judas. Durante el ritual Jesús le manifiesta a Judas que conoce su traición.

Bergoglio el hombre que no se arrodilla delante de Dios; maliciosamente está reinterpretando todo el catolicismo, desacralizándolo  y dándole un nuevo significado político secular que se ajuste a su agenda masónica liberal  atea progresista.

El fin primario de la Liturgia  es dar culto a Dios pero Bergoglio pervierte el significado quitándole el culto que le pertenece a Dios dándoselo a las criaturas, para que los hombres ofendan a Dios pecando de idolatría. El objetivo de Bergoglio es profanar la liturgia para instalar por completo la abominación de la desolación en el Templo de Dios.
 
 
 Papa  Pío   XII Carta Encíclica “Mediator Dei et Hominum”.
“Por una parte vemos con dolor que en algunas regiones el sentido, el conocimiento y el estudio de la Liturgia son a veces escasos o casi nulos, por otra observamos con gran preocupación, que en otras hay algunos demasiado ávidos de novedades, que se alejan del camino de la sana doctrina y de la prudencia; pues con la intención y el deseo de una renovación litúrgica, mezclan frecuentemente principios que en teoría o en la práctica comprometen esta causa santísima, y la contaminan también muchas veces con errores que afectan a la fe católica y a la doctrina ascética. ”
“La liturgia es el mismo culto divino: El culto público íntegro del cuerpo místico de Jesucristo, de su cabeza que es Cristo (sumo sacerdote )  y de sus miembros.”   La liturgia incluye ritos y ceremonias con que expresamos el culto a Dios.  La liturgia principal es la Santa Misa.  

Con el lavatorio de los pies Jesús instituye el Sacerdocio y  también quiere enseñar   la necesidad de purificación sacerdotal para ministrar y para acceder a la Eucaristía.
 
 
Carta encíclica de San Pío X sobre la enseñanza del Catecismo  Acerbo nimis.
 
“..Cuán comunes y fundados son, por desgracia, estos lamentos de que existe hoy un crecido número de personas, en el pueblo cristiano, que viven en suma ignorancia de las cosas que se han de conocer para conseguir la salvación eterna! [...] Por lo cual Nuestro predecesor Benedicto XIV escribió justamente: Afirmamos que la mayor parte de los condenados a las penas eternas padecen su perpetua desgracia por ignorar los misterios de la fe, que necesariamente se deben saber y creer para ser contados entre los elegidos.”

Seguir leyendo mas sobre este tema:   



 
 
 
Lavatorio de los Pies
San Agustín: 
Todo, excepto los pies; o lo que es lo mismo, sólo necesita lavarse los pies. Porque el hombre, por el bautismo, no queda todo lavado menos los pies, sino que queda lavado por completo. Sin embargo, viviendo en lo sucesivo entre las cosas humanas, pisa con ellos la tierra. Así, pues, los afectos humanos, sin los que no se puede vivir en esta vida mortal, simbolizan los pies. Y, en esta vida, de tal modo somos afectados por las cosas humanas, que si dijéramos que éstas no nos afectaban, nos engañaríamos a nosotros mismos, afirmando que no tenemos pecado ( 1Jn 1,8). Mas si confesamos nuestros pecados, Aquel que lavó los pies a sus discípulos nos los perdona, hasta los pies, con los cuales comunicamos con la tierra.  
 
Orígenes ut supra:  
Creo imposible que no se contaminen las partes inferiores del alma, por muy perfecto que cualquiera se crea en cuanto a hombre. Porque muchos, después del bautismo, se llenan del polvo de las maldades hasta la cabeza. Pero los que son sus discípulos, con justo título no necesitan ser lavados sino en sus pies.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

La asistencia a la Misa Tridentina se duplica en cuatro meses

La asistencia dominical a la Misa Tridentina en la iglesia de San Alfonso, en Baltimore (Estados Unidos), casi se ha duplicado de 125 a 2...