viernes, 29 de enero de 2016

"Santo y Pecador" Bergoglio utiliza la apologética de los sodomitas.

Hay una herejía que se esta difundiendo entre los herejes católicos modernistas, para negar la infalibilidad de la Iglesia, la acusa de ser pecadora: Niegan que la Iglesia católica sea Santa. Lo cual es una negación del Credo Católico.  Los “pecados de la Iglesia” sirve de base para pedir perdón por los errores de los que estos herejes la acusan. Y así poder libremente levantar un juicio interno contra la Iglesia. San Pedro nos advierte en la Escritura que los falsos pastores por medio de su vida viciosa logran que el camino de la Verdad sea blasfemando; es así como podemos explicar el grave daño contra la Iglesia que le han causado los escándalos de abusos sexuales protagonizados por  homosexuales masones infiltrados disfrazados de sacerdotes.
 
Bergoglio habla como un sodomita. Los sodomitas siempre han justificado sus vicios de la misma manera que lo hace Bergoglio. Quien eres tu para juzgarme? si todos somos pecadores. Incluso los sodomitas han llegado a blasfemar y a elegir "santos patrones" para fabricarse una religión que no les exija cambiar, ni abandonar el pecado ni arrepentirse. O aquel ejemplo típico que utilizó  Bergoglio del rey David para llamarlo maliciosamente:   "Santo y Pecador".
 
 
Bergoglio también ha blasfemado comparado a esa iglesia que el acusa de “pecadora” con la Virgen María.
En realidad esa falsa iglesia pecadora vendría siendo la suya la anti-iglesia y no la Iglesia católica. Así es como los protestantes blasfeman contra la Virgen María:
 
 
El 11 de septiembre de 2013 Bergoglio blasfemó tanto en contra de la Iglesia Católica  como en contra del dogma de la Inmaculada Concepción de la Virgen María. Bergoglio comenzó diciendo:
 

“La Iglesia y la Virgen María son madres y lo que se diga   de la Iglesia también  puede decirse de la Virgen, y lo que se diga de la Virgen también puede decirse de la Iglesia”  
Y concluyó : “¿Debemos amar a la Iglesia como lo hacemos con nuestras propias madres aceptándola con todos sus defectos? Todo el mundo tiene defectos, pero cuando éstos se mencionan¡ tratamos de encubrirlos! ¿Intentamos así hacerla más bella y más verdadera?
 
 
 
 
se me ocurre pensar que no hay ningún Santo sin pasado, y tampoco un pecador sin futuro”. 2016-01-19

Aparte de la Santa Virgen María y San José   tenemos a muchos Santos como San Juan el Bautista y como San Juan el Evangelista que nunca cometieron ni un solo pecado mortal. Pero para el blasfemo Bergoglio hasta Jesús  tuvo que pedir perdón.
 
 Pecadores sí, Señor, lo somos todos, ¡pero corruptos jamás!’. Pidamos esta gracia”. 2016-01-29
 
 
 
 
 «“Pecador, sí”, como lo decía el publicano en el templo (“¡Dios mío, ten piedad de mí, que soy un pecador!”); como lo sintió y lo dijo Pedro, primero con palabras (“Aléjate de mí, Señor, que soy un pecador”.
 
 
 
Igualmente Bergoglio maliciosamente blasfemó  y acusó  a San Pablo de enorgullecerse del pecado , durante dos fechas consecutivas el  4 y el 18 de septiembre 2014:  “El lugar privilegiado del encuentro con Jesucristo son los propios pecadores. Parece una herejía pero lo decía también san Pablo que presumía solo de dos cosas: de sus pecados y de Cristo Resucitado que lo había salvado.

Observen además que Bergoglio utiliza el mismo razonamiento de los herejes protestantes. Como la blasfemia del herético monje agustino Martín Lutero, el cual  pecaba de presunción pensando que tenía  la salvación ganada: peca fuertemente pero cree fuertemente y te salvarás.

 

 
ENSEÑANZA HERÉTICA DE BERGOGLIO EN ARGENTINA SOBRE EL PECADO
Libro Conversaciones, pp. 101-102:
“Suelo decir que la única gloria que tenemos, como subraya San Pablo, es ser pecadores”.
Bergoglio luego dice en la siguiente página:
“Por eso, para mí el pecado no es una mancha que tengo que limpiar”.


 
« ‘Pecador, sí”. Qué lindo es poder sentir y decir esto y, en ese momento, abismarnos en la misericordia del Padre que nos ama y en todo momento nos espera». Jorge Bergoglio Argentina  2005

 

 
Bergoglio el hombre de Pecado.

 
 
 
Bergoglio ha venido repitiendo la misma herejía desde Argentina:
«Nos hará bien volver a decirnos unos a otros: “¡pecador sí, corrupto no!”, y decirlo con miedo, no sea que aceptemos el estado de corrupción como un pecado más» (Jorge M. Bergoglio –  Corrupción y pecado – 8 de diciembre de 2005)
 
 
 
Bergoglio es un hereje pertinaz que repite una y otra vez con malicia las mismas blasfemias: «en la Iglesia hay lugar para pecadores, no para corruptos» (03 de junio 2013).
 
Bergoglio contradice la  Palabra de Dios. San Pablo Juzga al hermano Inmoral y lo expulsa fuera de la Iglesia y prohíbe estar en compañía de los excomulgados. (Cf 1 Corintios 5:5)
San Pablo contradice la famosa frase maliciosa de Bergoglio: "¿Quién soy yo para juzgar a un gay que busca del Señor ?"
San Pablo Juzga al Inmoral que esta dentro de la Iglesia y dicta sentencia de excomunión. Y dice que Dios se encargará  de juzgar  a los de afuera.
Un caso de inmoralidad juzgado:
"he dado ya mi sentencia (ya he juzgado) sobre aquel que así actúa"
1 Corintios 5:12 Pues ¿por qué he de juzgar yo a los de afuera? ¿No juzgáis vosotros a los que están dentro de la iglesia? 13 Pero Dios juzgará a los que están fuera. Expulsad de entre vosotros al malvado.
 


 
Bergoglio es el Padre de la Mentira desde que estaba en Argentina enseñaba el mismo engañó, estafando a sus discípulos  con un falso evangelio; en su libro herético sobre el Cielo y la Tierra también le miente  a los adúlteros afirmando que no están excomulgados; por eso mandaba a los curas villeros a dar la comunión sacrílega a todos; aunque la mayoría vivía en adulterio o la comunión sacrílega que le permitió en la Basilica de Buenos Aires al travesti argentino Roberto Carlos Trinidad (Flor de la V) y su pareja gay Pablo Goycochea. Así como  la serpiente astuta logró la muerte en el Paraíso, Bergoglio logró la condenación eterna de adúlteros  y sodomitas  , quienes en su rebelión contra Dios prefieren creerle su doctrina de demonios y seguir desobedeciendo la Palabra de Dios. 
Ahora Bergoglio en su malicia para lograr que un mayor numero de almas  se condenen  disfraza la puerta ancha con la fachada de un año de una falsa misericordia camuflando el veneno mortal para dárselo a adúlteros, homosexuales , lesbianas, travestis, idólatras , musulmanes, judíos herejes , ateos, etc, para que rechacen el único camino de salvación y formen parte de la verdadera Iglesia católica  de Jesucristo; con el beso de Judas está disfrazando la traición con la apariencia apetitosa del fruto prohibido en el Paraíso. Bergoglio esta logrando que muchos desobedezcan a Dios y mueran eternamente.
Jorge Mario Bergoglio pone en ridículo en papado para de esa manera atacarlo y así  burlarse  de Jesucristo.
 
 
 
 
San Pablo advierte en 1 Corintios 6:9 No se dejen engañar  pues  no heredarán el Reino de Dios  Ni los fornicarios, ni los idólatras , ni los que cometen adulterio, ni los afeminados, ni los homosexuales, ni los que roban, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los ladrones. 
 Este grupo de pecadores empedernidos no entrará  al Cielo porque se empecinan en sus vicios pisoteando la Sangre de Jesucristo.
 
Catecismo Mayor San Pío X
6º.- De los que están fuera de la Iglesia
225.- ¿Quiénes son los que no pertenecen a la comunión de los Santos? - No pertenecen a la comunión de los santos en la otra vida los condenados, y en ésta, los que están fuera de la verdadera Iglesia. 
 
226.- ¿Quiénes están fuera de la verdadera Iglesia? - Está fuera de la verdadera Iglesia los infieles, los judíos, los herejes, los apóstatas, los cismáticos y los excomulgados. 
 
 
 
 
 
 
 
Apocalipsis, 21:27 Nada profano entrará en ella, ni los que cometen abominación y mentira, sino solamente los inscritos en el libro de la vida del Cordero.
 
 
 
 
Hebreos 10:26
Porque si voluntariamente pecamos después de haber recibido el pleno conocimiento de la verdad, ya no queda sacrificio por los pecados sino la terrible espera del juicio y la furia del fuego pronto a devorar a los rebeldes.
 
Papa Inocencio IV: «Si alguno muere en pecado mortal sin penitencia, sin género de duda es perpetuamente atormentado por los ardores del infierno eterno.»  (Denzinger-Hünermann 830. Carta Sub Catholicae professione al Obispo de Túsculo, 6 de marzo de 1254)
 

Catecismo Romano

  • Dios persigue a los pecadores

Hay guerra viva entre el Dios ofendido y el pecador. San Pablo dice: “Ira e indignación, tribulación y angustia sobre todo el que hace el mal.” (Rm 2, 8-9) Es verdad que el acto del pecado es transitorio; pero la mancha y la culpa que él engendra permanecen, y Dios les va persiguiendo constantemente con su ira, como la sombra sigue al cuerpo. (Catecismo Romano 4500, cap. VI, n. 2)
 
 
La única iglesia pecadora que existe es la anti-iglesia a la que pertenece Bergoglio y los suyos.
 
El anti-papa Bergoglio desafía la Palabra de Dios: Sed Santo como Yo soy Santo.  
 




Bergoglio guiando a los ciegos a la perdición  eterna.
 
 
 
 
 
 El Concilio de Trento nos enseña  que

  • Es necesario detestar la ofensa a Dios y emendar la perversidad.

  • Todo el que está en pecado mortal es hijo de la ira y enemigo de Dios.

  • Como todos los pecados mortales, aun los de pensamiento, hacen a los hombres hijos de ira (Ep 2, 3) y enemigos de Dios, es indispensable pedir también de todos perdón a Dios con clara y verecunda confesión. (Denzinger-Hünermann 1680. Concilio de Trento, Sesión XIV, Sobre el sacramento de la penitencia)
     
  • La contrición exige el horror al pecado y el propósito de no pecar en adelante
  • La contrición, que ocupa el primer lugar entre los mencionados actos del penitente, es un dolor del alma y detestación del pecado cometido, con propósito de no pecar en adelante. Ahora bien, este movimiento de contrición fue en todo tiempo necesario para impetrar el perdón de los pecados, y en el hombre caído después del bautismo sólo prepara para la remisión de los pecados si va junto con la confianza en la divina misericordia y con el deseo de cumplir todo lo demás que se requiere para recibir debidamente este sacramento. Declara, pues, el santo Concilio que esta contrición no sólo contiene en sí el cese del pecado y el propósito e iniciación de una nueva vida, sino también el aborrecimiento de la vieja, conforme a aquello: Arrojad de vosotros todas vuestras iniquidades, en que habéis prevaricado y haceos un corazón nuevo y un espíritu nuevo. (Denzinger-Hünermann 1676. Concilio de Trento, XIV Sesión, 25 de noviembre de 1551)


  • Nadie sea osado en interpretar la Sagrada Escritura contra el sentir de la Iglesia


  • Para reprimir los ingenios petulantes, [el Concilio] decreta que nadie, apoyado en su prudencia, sea osado a interpretar la Escritura Sagrada, en materias de fe y costumbres, que pertenecen a la edificación de la doctrina cristiana, retorciendo la misma Sagrada Escritura conforme al propio sentir, contra aquel sentido que sostuvo y sostiene la Santa Madre Iglesia, a quien atañe juzgar del verdadero sentido e interpretación de las Escrituras Santas, o también contra el unánime sentir de los Padres, aun cuando tales interpretaciones no hubieren de salir a luz en tiempo alguno. (Denzinger-Hünermann 1507. Concilio de Trento, Sección IV, 8 de abril de 1546)
     

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    La asistencia a la Misa Tridentina se duplica en cuatro meses

    La asistencia dominical a la Misa Tridentina en la iglesia de San Alfonso, en Baltimore (Estados Unidos), casi se ha duplicado de 125 a 2...