domingo, 1 de enero de 2017

El heresiarca Bergoglio cierra el 2016, atacando a los críticos de la herética Amoris laetitia


Bergoglio nuevamente torció  la Escritura para hacer un discurso de su falsa ideología masónica, para llevar a las masas que se han dejado seducir por su falso evangelio a la apostasía, mientras persigue a Cristo y a los cristianos que rechazamos su falso evangelio.
 
 
Crux informa que Bergoglio: Argumentó que los cristianos deberían rechazar convertirse en "estrechos de mente, o prisioneros de una actitud del todo o nada que fuerce a otros a conformarse con nuestras propias ideas".
 
Para Bergoglio no existen los dogmas, pues se rebela contra Dios y rechaza la verdad absoluta revelada divinamente  y considera que la Iglesia solamente tiene ideas y opiniones , se niega a obedecer la verdad absoluta revelada por Dios y promueve la desobediencia por medio del relativismo moral que es una gama de colores grises para escoger al gusto del pecador. Para anular los mandamientos de Dios. Como la astuta Serpiente tuerce la Palabra de Dios para lograr la desobediencia total de los que han dejado de escuchar los mandatos de  Dios para escuchar las mentiras de ese impostor. Bergoglio es el cuerno pequeño que advirtió el profeta Daniel, que es el reinado de un impostor que se separa de los reinos anteriores, una falsa iglesia fabricada por cismáticos que se separan de la catedra de San Pedro, en  ruptura con las enseñanza de la indisolubilidad del Matrimonio y una rebelión contra las enseñanzas de Jesucristo y en contra de los mandamientos de Dios.

El apostata Bergoglio dijo: "El pesebre nos invita a romper con la lógica de las excepciones para algunos y la exclusión para los demás", "Dios mismo viene a romper las cadenas de privilegios que siempre causan exclusión, para introducir la caricia de compasión que trae la inclusión, que hace resplandecer la dignidad de cada persona, la dignidad por la cual fue creado".



Con eso Bergoglio contradice la Escritura pues el mismo profeta Simeón advierte que Jesús sería  la piedra de tropiezo para el levantamiento de muchos pero también para la caída de los pecadores. Es decir Bergoglio predica un falso evangelio y un falso cristo, para confirmar en sus pecados a los que van a la perdición. Los que no abandonan el pecado no tienen a Cristo como redentor y  rechazan la redención. Obstinarse en el pecado es una blasfemia contra el Espíritu Santo. El resto del discurso del heresiarca Bergoglio fue de línea marxista. "Si queremos asegurar un futuro digno de ellos (Jóvenes), debemos hacerlo apostando en la verdadera inclusión: una que proporcione trabajo digno, libre, creativo, participativo y solidario". Utilizando como fondo del resto de su discurso el pesebre marxista de los invasores musulmanes que rechazan la Cruz de Cristo y la redención.

 

Lucas 2:34 Y los bendijo Simeón, y dijo a María, su Madre: "Este niño que ves está destinado para ruina y para resurrección de muchos en Israel y para ser el blanco de la contradicción.

San Ambrosio (Catena Aurea)

Ve aquí la gracia abundante del Señor difundida sobre todos por medio del nacimiento del Salvador, y cómo la profecía fue negada a los incrédulos y no a los justos. He aquí por qué Simeón profetiza que Jesucristo había venido para ruina y para elevación de muchos.

  

San Ambrosio

Esto es para distinguir los méritos de los justos y de los impíos, y para darnos, como juez verdadero y justo, el premio o el castigo que merezcan nuestras acciones.
 San Juan Crisóstomo

 
La resurrección, en verdad, es una vida nueva, porque cuando el lascivo se convierte en casto, el avaro en caritativo, el furioso en manso, entonces se opera la resurrección, el pecado muere y resucita la justicia.

Prosigue: "Y para ser el blanco de la contradicción". 

 
San Basilio

 
Blanco de la contradicción se llama con propiedad en la sagrada Escritura a la cruz, porque dice ( Núm 21,9) que Moisés hizo una serpiente de bronce, y la puso en alto como señal.



No hay comentarios:

Publicar un comentario