lunes, 16 de noviembre de 2015

Bergoglio es un hereje Formal.

«La adhesión pertinaz a una doctrina contradictoria referente a un asunto de fe claramente definido por la Iglesia es herejía.
Gravedad del pecado de Herejía:  El rechazo deliberado de la fe es un grave pecado de Malicia. Santo Tomás explica: (...) la infidelidad - separa al hombre de Dios más que ningún otro pecado... el pecado de infidelidad (infidelitas) es el mayor dentro del rango total de perversidad”.


El pecado de herejía es una rebelión en contra de la revelación divina. Es el menosprecio de la verdad revelada o el rechazo voluntario de prestarle asentimiento.

El falso papa Bergoglio le regaló un cáliz a los luteranos para que sigan obstinados en su negación del sacramento de la Eucaristía.

 



Bergoglio se rebela contra las enseñanzas de la Iglesia católica  y en lugar de llamar a la conversión a los herejes luteranos confirma a la secta herética luterana en su negación de la presencia real de Jesús en la Santa Eucaristía.

Bergoglio le aconsejó  a una luterana que si su conciencia se lo dicta ella puede cometer sacrilegio.
El domingo Bergoglio visitó la iglesia luterana de Roma. Él recibió preguntas de la congregación, incluyendo uno de una mujer luterana casada con un católico. La mujer se quejó de que no pueden recibir la comunión juntos. Bergoglio respondió que "la vida es más grande que las explicaciones e interpretaciones".  Las personas deben decidir según su conciencia: "Es una pregunta que cada persona debe responder por sí mismos." "Hay un solo bautismo, una sola fe, un solo Señor, así que hable con el Señor y siga adelante. No me atrevo, no puedo, decir más." A continuación, Bergoglio dijo: "Nunca te voy a dar el permiso para eso, porque esto está más allá de mi competencia".

◄ Mateo 5:37 ►Mas sea vuestro hablar: Sí, sí: No, no; porque lo que es más de esto, de mal (maligno) procede.

Bergoglio agregó :" No es fácil para mí responder a la pregunta sobre compartir  la Cena del Señor  , sobre todo frente a un teólogo como el cardenal  Kasper - Tengo miedo!"

Bergoglio tiene miedo de contradecir a Kasper quien Promueve abiertamente dar la comunión  a otras religiones pero no tiene miedo de difundir su perniciosa herejía que contradecir y ataca al magisterio de la Iglesia católica.

 Este hecho convierte a Jorge Mario Bergoglio formalmente en un hereje al negar de manera pertinaz al mismo tiempo varios dogmas católicos. San Juan advierte que un hereje es un seductor, un anticristo, un hombre que causa división en Cristo (I Jn 4, 3; II Jn 7). “No lo recibáis en casa ni lo saludéis” (II Jn 10).
San Jerónimo (Ep. 123) llama “sinagogas de Satán” a las asambleas de herejes, y afirma que se debe evitar reunirse con ellos, así como se evita una serpiente o una alacrán (Ep. 130)”.
 
Sobre el hereje recae la pena de excomunión latae sententiae, también sobre quienes creen la herejía y sobre quienes favorecen a los herejes.

 El Magisterio de la Iglesia enseña: “Los clérigos herejes y todos aquellos que los acogen, defienden o favorecen también quedan privados ipso facto de sus beneficios, oficios y jurisdicción eclesiástica. Si se diera el caso de que un papa llegara a ser claramente culpable de herejía, cesaría de ser papa porque cesaría de ser miembro de la Iglesia”.   



Bergoglio niega públicamente el dogma católico: “fuera de la Iglesia no hay salvación”

Los Papas a lo largo de los siglos, y especialmente desde la época de la Revolución francesa, han condenado la falsa noción de que los no católicos no necesitan convertirse a la Iglesia Católica para la salvación.


Papa Pío IX, Qui pluribus, # 15, 9 de noviembre de 1846:
“Tal es el sistema perverso y opuesto a la luz natural de la razón que propugna la indiferencia en materia de religión, con el cual estos inveterados enemigos de la Religión, quitando todo discrimen entre la virtud y el vicio, entre la verdad y el error, entre la honestidad y vileza, aseguran que en cualquier religión se puede conseguir la salvación eterna, como si alguna vez pudieran entrar en consorcio la justicia con la iniquidad, la luz con las tinieblas, Cristo con Belial

La herejía del Indiferentismo religioso es definida en la encíclica Libertas de León XIII (20 jun. 1886) como « el sistema doctrinal que enseña que cada uno es libre de profesar la religión que mejor le parezca e incluso de no profesar ninguna».



 


Congregación para la Doctrina de la Fe-Excomunión latae sententiae para intento de ordenación sacerdotal femenina.




Recuerden también  que el herético  Bergoglio alentó  a Tonny Palmer a que no se convirtiera al catolicismo.




Antecedentes de la misma herejía de Bergoglio en Argentina.




«Por lo tanto, queridos, de aquellos [herejes de] que estamos hablando huid como de veneno mortal, execradlos, desviaos de ellos y si, advertidos por vosotros, no quisieren corregirse, evitad conversar con ellos porque como está escrito, “la palabra de ellos es como la gangrena, que corroe” (2 Tm 2, 17). (San León Magno. Sermones in praecipuis totius anni festivitatibus ad romanum plebem habiti. Pars 2: Sermo XCVI – Sive tractatus contra heresim Eutychis; habitus Romae in Basilica Sanctae Anastasiae, cap. 3)


No hay comentarios:

Publicar un comentario