miércoles, 15 de julio de 2015

Bergoglio hace lío con las armas del comunismo que es el Dragon Rojo del Apocalipsis.

La Iglesia católica ha condenado en repetidas ocasiones  el comunismo como “satánico” e “intrínsecamente perverso” (Pío XI, Encíclica Divini Redemptoris ).
 
Arzobispo Fulton Sheen:
«EL COMUNISMO ES EL OPIO DEL PUEBLO!

Sucede con frecuencia que ciertos individuos acusan a otro de un pecado, con el fin de encubrir su propia culpa. Esto también es cierto en el comunismo. Ellos ha acusado a la religión de ser el opio del pueblo, para encubrir el hecho de que el OPIO DEL PUEBLO ES EL COMUNISMO. Y ¿por qué es el opio del pueblo? Por tres razones:

1) Porque explotan a los pobres, sometiéndolos a la voluntad del Partido Comunista;

2) Porque adormece a los pobres prometiéndoles algo que nunca puede darles, a saber: un paraíso terrenal;

3) Porque convierte al hombre en un hombre pasivo, haciendo de él un instrumento del Partido Comunista..»

 



 El enorme Dragón Rojo es el ateísmo marxista.
 
 
« Tuve una profesora de la que aprendí el respeto y la amistad, era una comunista ferviente. A menudo me leía o me daba a leer textos del Partido Comunista. Así conocí también esa concepción tan materialista. Recuerdo que me dio el comunicado de los comunistas americanos en defensa de los Rosenberg que fueron condenados a muerte. La mujer de la que le hablo fue después arrestada, torturada y asesinada por el régimen dictatorial que entonces gobernaba en Argentina. » (Entrevista con Eugenio Scalfari el 24 de septiembre de 2013, publicado el 1 de octubre en La Repubblica – cf. p. 4

 
Catapulta:
“Fue una reunión muy emotiva, que se prolongó durante casi 20 minutos”, explicó Ana María…

Jorge Bergoglio había entrado a trabajar en su primer empleo a los 17 años de edad, en 1953, en los laboratorios Hickethier Bachman, de Buenos Aires, en una división de la que era jefa la bioquímica Esther, quien vivía en Argentina tras haberse exiliado del Paraguay.

 
 
«Durante la reunión privada…recordaron la historia de Esther, quien fue militante del Partido Revolucionario Febrerista, fundadora del Movimiento Femenino del Paraguay, del cual fue su primera secretaria general. “Fue una gran mujer, idealista y luchadora”, la calificó Francisco.
“Ella fue quien me enseñó a pensar”, les dijo Francisco a las dos hijas de su ex jefa.
«Esther se involucró en la lucha por los derechos humanos y fue una de las fundadoras de la organización Madres de Plaza de Mayo.
«Esther, de hecho, formó a todas sus hijas, sin excepción, en y con los valores del marxismo revolucionario. Ellas –las hijas– militaron en el Partido Revolucionario de los Trabajadores, PRT, de orientación marxista y con un brazo armado, el Ejército Revolucionario del Pueblo, ERP. Ellas, las hijas, tuvieron como parejas comprometidos militantes de izquierda, que después del golpe de Estado argentino de 1976 serían severamente golpeados..»
 
“Al despedirnos nos dijo: ‘Ayúdenme para que siga haciendo lío’, refiriéndose a todo lo que está haciendo por motivar a nuestros pueblos a luchar por un mejor destino, especialmente a los jóvenes”, relataron.
 
“…desde pequeña mamó el espíritu militante de su hogar y en la dictadura participaba de pequeñas reuniones clandestinas de la Juventud Guevarista, mientras toda su familia se refugiaba en casas de amigos para huir de la persecución del régimen”. Ana María Careaga

 
“Las hermanas Careaga llegaron al encuentro con Francisco bastante “emocionadas” por lo que el pontífice había expresado en sus discursos de días atrás. Y se lo confesaron ayer por la mañana, en forma de agradecimiento. “Le dijimos lo importante que había sido para nosotros su perdón en nombre de la Iglesia por las atrocidades cometidas en América latina durante la colonización, un perdón que creemos tiene sus efectos en relación al rol de la jerarquía eclesiástica durante el terrorismo de Estado en Argentina. Y él nos respondió que era un acto de justicia”, resumió Ana María.
“La madre de ustedes me enseñó a pensar” Francisco
“Mi mamá dejó huellas en el joven adolescente que Francisco era cuando la conoció y entendemos que esas huellas están presentes en las ideas que planteó durante su visita a Latinoamérica –apuntó Ana María–. Vemos en la denuncia que él realizó sobre el agotamiento del sistema capitalista, de lo peligroso de la concentración monopólica de los medios de comunicación y de la necesidad de un cambio en manos de los desposeídos un hilo conductor con las ideas de mi mamá y de los y las militantes de los ’70.”
Luego del trabajo conjunto en el laboratorio, Esther y Bergoglio siguieron en contacto, incluso durante el terrorismo de Estado…” Fuente: Pagina12
 
 


El 25 de julio de 2005 Bergoglio gestionó  que enterrarán en los predios de la iglesia  Santa Cruz a las subversivas de la madres de la plaza de mayo autoras de varias profanaciones en la  Iglesia. 

“La madre de ustedes me enseñó a pensar” Francisco
En una protesta política  las madres de la plaza de mayo hicieron sus necesidades biológicas en la Catedral Metropolitana de Buenos Aires . Bonafini declaró a la prensa que como los servicios higiénicos de la catedral estaban cerrados, "tuvimos que improvisar uno, detrás del altar".




[Scalfari] ¿El comunismo le sedujo?
[Francisco] Su materialismo no tuvo ningún arraigo en mí. Pero conocerlo a través de una persona valiente y honesta me fue útil, entendí algunas cosas, un aspecto de lo social, que después encontré en la doctrina social de la Iglesia. (Entrevista con Eugenio Scalfari, 1 de octubre de 2013)



El mismo Bergoglio confesó  que fue cómplice que escondió libros durante la dictadura dijo  que quiso a la terrorista Esther “como una hermanay recordó que para ayudar a estas señoras  escondió en el Colegio Máximo de San Miguel su biblioteca, en un período en el que estaban bajo vigilancia militar”. AICA
 
 
 
 “…es indudable que en la formación política del pontífice , como él mismo ha señalado tantas veces, han tenido una gran incidencia algunos autores que se consideran de izquierdasDe hecho la persona que le introdujo en el pensamiento político fue Esther Ballestrino de Careaga, una activista paraguaya que se identificaba con postulados comunistas, fundadora de las Madres de la Plaza de Mayo, que finalmente fue asesinada por la dictadura del General Videla” (Entrevista a los autores de libro documento 'Francisco, el Papa manso')

No hay comentarios:

Publicar un comentario